¿Cómo funciona el alquiler con opción a compra?

como funciona el alquiler con opcion a compra

El alquiler con opción a compra es una modalidad de contrato de alquiler que cada vez gana más importancia y consigue nuevos adeptos.

En este artículo te explicamos cómo funciona el alquiler con opción a compra, cuáles son las desventajas y desventajas del alquiler con opción a compra y cuáles son los aspectos que debes tener en cuenta.

Alquiler con opción a compra, ¿cómo funciona?

El alquiler con opción a compra es una buena figura para aquellos que desean ser propietarios de una vivienda en un futuro pero no cuentan con la liquidez suficiente en el momento actual. Este modelo de contrato hace que el alquiler no caiga «en saco roto» y sirva para poder comprar la vivienda que se está habitando, con algunas condiciones.

Es decir, el inquilino puede vivir en la vivienda del propietario por el tiempo pactado en el contrato de alquiler y se decide un plazo en el que tiene derecho a comprar esa vivienda.

El precio al que puede comprar la vivienda se fija previamente y a la cantidad final se le descuenta (de forma total o parcial, según se recoja en el contrato) el alquiler que el inquilino ha estado pagando previamente.

vender piso con inquilino madrid
Relacionado: ¿Puedo vender un piso con inquilino?

Ventajas y desventajas de alquiler con opción a compra

Ventajas del alquiler con opción a compra

  • Para el propietario, el alquiler con opción a compra es una opción que le permite ganar dinero desde el primer momento gracias a tener inquilinos, sin necesidad de tener que esperar a vender la vivienda.
  • Por su parte, el propietario como arrendador seguirá beneficiándose de las ventajas fiscales asociadas al alquiler y si finalmente el inquilino no compra la casa, se habrá beneficiado de lo abonado.
  • El propietario tiene un buen «seguro de impago» del alquiler por la prima inicial que se suele abonar.
  • Para el inquilino, el alquiler con opción a compra es una inversión de futuro para la compra posterior de la casa. Según el inquilino va pagando alquiler, el precio final del inmueble puede ir disminuyendo poco a poco hasta que pueda pedir una hipoteca.
  • Cuando el inquilino pida una hipoteca, cuenta con la ventaja de que las entidades bancarias aprecian con interés que el solicitante del préstamo haya realizado previamente pagos en concepto de compra de la casa.

Desventajas del alquiler con opción a compra

  • La compra por parte del inquilino no es segura, por lo que el propietario perderá tiempo si lo que de verdad quería era deshacerse de la vivienda vendiéndola y el inquilino no la compra.
  • Durante el tiempo que dure el contrato de alquiler con opción a compra no puede vender la propiedad a otro comprador, aunque le hagan una mejor oferta.
  • El precio de la vivienda y sus variaciones que dan fijadas de antemano en el contrato de alquiler con opción a compra. Si los precios bajan, el inquilino saldrá perjudicado. Si suben, lo hará el propietario.
  • La carga fiscal para el inquilino es mucho mayor. El contrato de alquiler con opción a compra está sujeto a tributación por el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales tanto por el alquiler como por la opción a compra.
  • El inquilino debe asegurarse que la vivienda está libre de cargas. De no ser así, tendrá dificultades para ejercer la opción de compra.

¿Qué debe incluir el Contrato de Alquiler con opción a compra?

En el contrato de alquiler con opción a compra es necesario fijar aspectos esenciales como:

  • Datos identificativos de propietario e inquilino.
  • La cantidad de dinero anticipada por incluir la opción a compra. En muchos contratos esta cantidad se descuenta del precio final si la compra llega a producirse y se pierde si finalmente el inquilino no compra la vivienda.
  • El precio total de la vivienda.
  • El plazo durante el que puede ejercitarse la compra y el valor que adquirirá la propiedad.
  • Debe constar de forma clara si los pagos hechos en concepto de alquiler se descontarán del precio final de la compra de la vivienda y si lo harán parcial o totalmente, en caso de ejercerse esta opción.
  • El dinero a aportar mediante el alquiler.

El resto de detalles, lo que indique el contrato.

El alquiler con opción a compra queda regulado por la ley de arrendamientos urbanos y si el inquilino vive en la casa tendrá derecho a permanecer en ella durante al menos cinco años, independientemente del plazo de opción.

Si decides acogerte a la opción de alquiler con opción a compra, recuerda buscar asesoramiento profesional.

Nuestro equipo de agentes inmobiliarios expertos asociados REMAX URBE CHAMBERÍ está a tu disposición para ayudarte con el alquiler o venta de tu vivienda.

(Agentes Inmobiliarios REMAX)

Somos el equipo ENVIRO REMAX. Un equipo de Agentes Inmobiliarios con sede en Chamberí, Madrid. Asociados a REMAX URBE.

Deja un Comentario

No publicaremos tu email. Los campos obligatorios están marcados con *